Compartir

Un automóvil cayó en una zanja que se preparó para hacer un pozo pluvial.
Ayer a las 9 de la noche, la conductora del vehículo no vio el hueco debido a las lluvias, por lo que se orilló a la derecha y cayó en él.
La excavación está en la calle 22 del fraccionamiento Juan Pablo II, donde el automóvil Renault, con placas YYX-717-B, circulaba con dirección al norte.

Cuando la conductora llegó a la altura de la glorieta se pegó a la banqueta, donde hay un montículo de tierra y piedras que fueron sacadas del hueco.
La llanta delantera cayó en la zanja y el vehículo quedó atascado.
La mujer avisó a los servicios de emergencia y una grúa rescató el auto y lo trasladó a un taller mecánico.
También llegó una patrulla de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) lara tomar conocimiento del hecho.