Compartir

La Secretaría de Seguridad Pública (SSP) no está segura de cómo murió acribillado un ciudadano en el interior de su propia casa a manos de policías estatales que activaron sus armas.
Un día después de que la SSP difundió una versión, mediante comunicado oficial, sobre la persona que fue abatida en Tzucacab, hoy la corporación reveló que no estaba segura de cómo ocurrieron los hechos y ordenó una investigación “más profunda”.
Tras supervisar las pruebas y evidencias que les hicieron llegar, el secretario y el fiscal indicaron que “se están analizando” todos los elementos que permitan el pleno esclarecimiento de los hechos.
Ayer informamos que una persona falleció en comisaría de Xcohbiacal, del municipio de Tzucacab, tras recibir impactos de arma de fuego de elementos de la SSP en el interior de su domicilio.
En la intervención policial un uniformado resultó herido de gravedad por un disparo en el brazo, según la versión difundida, producido por una escopeta que portaba el ahora fallecido.
La información recabada indica que los uniformados llamaron a la puerta y el ahora occiso, del cual no proporcionaron su nombre, se negó a salir.
Los policías decidieron ingresar y el sujeto los encañonó una vez en el interior. Al avanzar hacia él, abrió fuego. Un elemento recibió un disparo y sus compañeros de inmediato activaron sus armas, acribillando y dando muerte a la persona en su propia casa.
Los mandos policiales analizan si se trató de un exceso en las atribuciones que tienen sus oficiales, de modo que Saidén Ojeda dijo que ordenó al Departamento de Asuntos Internos que haga las averiguaciones para determinar la actuación de cada elemento en los mencionados hechos.
Este homicidio ocurre en momentos en que aún no se define si Saidén Ojeda permanecerá al frente de la Secretaría de Seguridad Pública yucateca.
Por lo pronto, tanto el jefe policiaco como Aldecua Kuk aseguraron que en esta investigación se procederá con estricto apego a Derecho.
Tampoco está claro el motivo de la incursión policial al domicilio, en forma de allanamiento. Se dijo que los agentes estatales acudieron a un llamado de vecinos que escucharon disparos hechos al aire por el sujeto, que los atemorizaba.
La SSP había afirmado que los policías hicieron sólo dos disparos “en un pie y en el abdomen”, pero pobladores aseguran a PRESIDIO que escucharon varias detonaciones de arma de fuego en el interior de la casa.
Según versiones, el sujeto –identificado como José Alfredo Chan Navarrete, alias “Morris”, de 43 años de edad, ha trascendido-, se encontraba en compañía de familiares, que señalan que recibió varios impactos de bala.
Ante ello, titulares de la SSP y de la Fiscalía instruyeron a la Policía Estatal de Investigación y al Instituto de Ciencias Forenses a continuar trabajando de manera coordinada, bajo la conducción del Ministerio Público, “para llegar hasta las últimas consecuencias en el esclarecimiento de estos hechos”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre