Compartir

El conductor de un tráiler esquivó a un automóvil cuando éste se le atravesó. Evitó embestirlo pero a consecuencia se salió de la carretera.
El chofer del remolque evadió al coche en el periférico de Mérida, pero a consecuencia la pesada unidad se accidentó y comenzó a derramar gasolina.
Bomberos se movilizaron anoche al kilómetro 27 de la mencionada vía, a unos 200 metros del Boxito Perinorte.

El tanque de combustible del tráiler se dañó cuando se salió del camino, lo que dejó al pavimento cubierto de diésel.
Los bomberos vigilaban ante un posible incendio o explosión, mientras que agentes de la Policía Estatal cerraron el paso por el peligro que esto representó.
La emergencia se presentó luego de que un auto se atravesó al carril derecho, en el que circulaba la pesada unidad.

El conductor del vehículo de carga realizó una maniobra evasiva pero perdió el control del volante por la pesada carga que llevaba.
En el tráiler, de la empresa “Villenca” y con placas 177-EY-8 del Estado de México, se transportaban 20 toneladas de piso de cerámica en un contenedor.
El remolque quedó en posición de “v” sobre un área verde, pero seguía derramando gasolina.
Al poco rato llegó una extensa grúa que se llevó al vehículo accidentado para que se volviera a abrir el carril derecho y el acotamiento, en los que se formaron charcos de combustible.
Del automóvil responsable no se supo más.