Compartir

Incapaz de soportar burlas, un hombre confesó haber macheteado a otro sujeto luego de que su esposa se fuera a vivir con él.
Gracias a su declaración ante un juez, fue condenado, mediante un procedimiento abreviado, a 3 meses con 3 días de prisión y el pago de 11 días multa, pues fue procesado por el delito de lesiones cometidas en riña con el carácter de provocado.
Carlos Orlando de la Rosa Hernández tuvo que soportar las burlas de su rival de amores, luego de que este último le “robara” a su mujer.
El hecho sucedió el pasado 21 de agosto, cuando Carlos tomó un machete y fue a la casa donde vive Adrián Andrés Cool Bermont, ubicada en la calle 20 entre 3-A y 3-B del fraccionamiento Juan Pablo II-Sección Nora.
Eran cerca de las tres de la madrugada cuando logró entrar al predio, para lo que tuvo que dañar una puerta.
Una vez dentro, le dio un golpe con el puño a Adrián, quien cayó al suelo.
Ya en el piso, el celoso esposo comenzó a darle tajos y golpes con el machete, causándole serias heridas, hasta que fue detenido por agentes de la Policía Estatal.
A Cool Bermont le ocasionó lesiones que tardan en sanar más de 15 días y los daños a la puerta fueron estimados en 820 pesos.
Fue la juez de control Elsy del Carmen Villanueva Segura quien le prohibió aproximarse a la víctima y a su domicilio, una vez compurgada dicha sanción privativa de libertad, por el término de 3 años; le concedió los beneficios de sustitución de sanciones; condenó a la reparación del daño material de manera abstracta por los gastos médicos que haya sufragado la víctima.
Lo condenó también a la reparación del daño moral y/o psicológico o cualquier otro, también de manera abstracta.
Incluso lo amonestó públicamente; suspendió sus derechos políticos y ordenó que sea identificado por medio del sistema administrativo legalmente adoptado.