Compartir

El ferrocarril Chiapas-Mayab apodado “La Bestia”, también conocido como “el tren de la muerte”, descarriló este fin de semana en el municipio de Palenque, en el estado mexicano de Chiapas.
El convoy pasaba por la localidad Estación Chacamax cuando los vagones cayeron al cruzar un puente sobre el río del mismo nombre, como dio a conocer PRESIDIO el sábado.
El tren está conformado por una red de carros de carga que une las fronteras sur y norte de México y es empleada por los migrantes centroamericanos, principalmente salvadoreños, hondureños y guatemaltecos, que buscan llegar a Estados Unidos.
Aunque en un principio se reportaron inmigrantes que habían fallecido en el descarrilamiento, en forma oficial se aseguró que no había muertos o heridos.
Sin embargo, inmigrantes señalaron a vecinos del lugar de los hechos que aún no aparecen cuatro de sus compañeros. Inicialmente eran seis los desaparecidos, indicaron a PRESIDIO.

El tramo ferroviario se mantiene cerrado y en el lugar se encuentra personal del Ejército perteneciente al batallón de Tenosique, Tabasco, así como personal del Gobierno Federal y trabajadores de la compañía que están reparando la vía.
Hoy lunes se espera la llegada desde Veracruz de grúas especiales para levantar los vagones y devolverlos a su posición. Iba de Tenosique a Palenque.
Chacamax se localiza cerca de Tenosique, que es donde los inmigrantes se suben al ferrocarril, muy cerca de la línea limítrofe con Guatemala. De ahí los centroamericanos salen caminando de entre la selva y se montan encima de los vagones.

“La bestia” transportaba 39 vagones y descarriló por el estado de podredumbre en que se encuentran los durmientes de la vía. Unos 16 carros llevaban aproximadamente 70 toneladas de chatarra y una parte cayó al río.
El recorrido que cubre el convoy Chiapas-Mayab, perteneciente al ferrocarril Istmo de Tehuantepec, es de Mérida, Yucatán a Coatzacoalcos, Veracruz. Recorre varios estados, iniciando su trayecto en Chiapas.