Compartir

Una persona vomitó sangre cuando retiraba dinero en un cajero automático, enfrente de un centro de juegos de azar en el puerto de Progreso.
Al expulsar el líquido hemático dejó un rastro que originó especulaciones sobre un supuesto asalto en los cajeros de Bancomer localizados sobre la calle 78 por 25 y 27.
El hecho ocurrió anteanoche, alrededor de las 10, y las cámaras de la institución bancaria registraron la presencia de una sola persona en el espacio destinado a los cajeros.
En las imágenes se observa a una persona del sexo masculino que se apoya en la pared tras vomitar y luego sale a la calle. Afuera había otra persona que observa lo ocurrido.
Esta versión fue corroborada por la Policía Municipal de Progreso, que señaló que la suposición sobre una supuesta persona herida en un asalto dentro de los cajeros “es completamente falsa”.
La fuente policial confirmó la presencia de sangre en el sitio, de modo que de inmediato acudió una unidad, pero que los elementos observaron vómito y ello se confirmó tras una revisión interna de las cámaras de vigilancia por parte del banco y la entrevista al testigo que pasaba por el lugar.
Al parecer, el sujeto, que no pudo ser identificado, salió del centro de juegos y se dirigió al cajero para retirar dinero, momento en que expulsó una gran cantidad de sangre del estómago, para luego retirarse sin solicitar auxilio.
La autoridad de Progreso pidió a la población del puerto no dejarse llevar por “fake news” que son propagadas por grupos delincuenciales para generar inestabilidad en el municipio, como lo advirtió el alcalde Julián Zacarías en reciente caso del supuesto “robo de motos” que atribuyeron a los agentes municipales.

«NO FUE VÓMITO, SINO CORTADA»

Luego de esta publicación, un usuario de Facebook identificado como Jose Mendoza Arias contactó a PRESIDIO para relatar cómo fueron los hechos, “ya que la persona afectada soy yo”.
Señaló que esa noche acudió en su motocicleta a retirar efectivo al cajero automático, pero antes de entrar se produjo una lesión en el pie derecho con unos tornillos que estaban junto a la banqueta y que no pudo ver debido al encharcamiento dejado por la lluvia.
Dijo que ese material metálico fue dejado por trabajadores que retiraron un poste de alumbrado público, “pero como siempre, nunca terminan el trabajo”.
Señaló que estas situaciones son un enorme peligro para todos los ciudadanos y que por ello ahora tiene una gran herida en el pie, de la cual aportó fotografías.

Aunque con esto, apuntó, “no solucionaremos los grandes problemas de trabajos mal hechos” en el municipio.
Asimismo dijo que la versión policial es falsa, que no hubo testigos ni averiguación de algún cuerpo policiaco.
“Ese día tuve contacto con una patrulla y, en lugar de auxiliarme, sólo me dijeron: vete al Seguro y deja tu moto aquí”.
“Pero como no confío en ninguna seguridad de la que presumen en Progreso, preferí arrastrar mi moto y continuar con mi camino”, expuso Mendoza Arias en su aclaración sobre los hechos en nuestra página de Facebook Presido MX y que reproducimos en nuestro portal PRESIDIO.